10 de agosto de 2010

El de abajo estaba muerto y el de arriba, ciego

Hesham El Gakh (هشام الجخ) es un poeta del Alto Egipto que da recitales en su dialecto nativo, acompañado de música, y que ha adquirido recientemente mucha popularidad a través de Internet y en especial a raíz de su aparición, el pasado 28 de julio, en el programa Las diez de la noche (العاشرة مساءً) que presenta Mona El-Shazly (منى الشاذلي), durante el cual recitó su poema "Yuha" (جحا), del nombre de un personaje humorístico muy popular en todo el mundo árabe:



Por los primeros versos del poema (la traducción es mía —y tal vez contenga algún error—) y a poco que se sepa del Egipto actual se entenderá la controversia que ha causado la emisión:
Yuha,
resulta estúpido
sentir que tu patria es algo insignificante,
que tu voz lo es,
que tu opinión lo es,
que vender tu corazón y tu cuerpo,
que vender tu pluma y tu nombre
no te dan derecho a una hogaza de pan.
Le preguntaron a Yuha a cuento de qué se reía
y respondió: "Pues por dos que se enzarzaron:
el de abajo estaba muerto,
y el de arriba, ciego".

Eso sí que resulta una estupidez,
y también lo es
ser la encarnación de la mendicidad,
construirle un edificio,
ponerle un ministerio.

Gira, noria,
pásame por encima
y aplástame.
Me han tomado el pelo, me han dado limosna
de mi propio dinero,
y me han atado a ti hasta desmayarme.
Ellos son los que han disfrutado
pero yo el único que se ha desmayado.
Yo, que soy el señor de la casa,
que no tendría que pasar necesidad.
Y una vez que me quejé,
me dieron un puntapié.
Creo que esto confirma mi impresión de que los egipcios (no todos, obviamente, pero sí en un gran número) tienen una extraña capacidad para mantener el buen humor (y cierta alegría de vivir) ante la adversidad.

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

No se permiten comentarios anónimos. El autor del blog se reserva el derecho a rechazar cualquier comentario que considere inadecuado, aunque no por ello se hace responsable de las opiniones vertidas por terceros en los admitidos y publicados.

Si lo desea, también puede dejar su comentario en la página del blog en Facebook.